Si no puedes ver correctamente el mensaje ábrelo en tu explorador.

boletín informativo de Fundación Vida Sostenible
Núm. 113 – 11  de febrero de 2016
costaric

Costa Rica muestra el camino

El sistema eléctrico nacional de Costa Rica lleva 75 días (lo que va del año 2015) con las centrales térmicas ociosas. El viento, el agua y otras renovables se han bastado para fabricar toda la electricidad necesaria. En consecuencia, se prevén rebajas en el recibo de la luz de hasta un 15 %, para empezar. Costa Rica tiene más de cinco millones de habitantes y una cobertura eléctrica de prácticamente el 100% de todos los hogares.

Y eso no es todo: parece ser que este país puede ser el primero del mundo en olvidarse de la emisión de gases de efecto invernadero, convirtiéndose en neutral desde el punto de vista de la emisión de CO2. ¿Que cómo lo han conseguido? Parece ser que hay un plan y una política seria detrás. Costa Rica tiene además tradición innovadora. No hay que olvidar que el artículo 12 de su Constitución dice “Se proscribe el Ejército como institución permanente.”

gasogeno

Atando cabos: coches y baterías

Se acaba de presentar a los medios el primer remolque extensor de autonomía para coches eléctricos. El concepto de remolque abastecedor de energía para vehículos no es nuevo, se usó bastante en los tiempos de los coches con gasógeno (muchos de los cuales se movían a base de leña, es decir biomasa). Este nuevo artilugio soluciona de un plumazo el principal problema del coche eléctrico, su corta autonomía.

Puedes usar el coche eléctrico durante semanas o meses sin remolque, haciendo trayectos cortos cotidianos. Y cuando llega el momento de hacer 600 km, le enganchas el remolque cargado de energía a tope, y te vas a la playa con la cabeza muy alta.

Pero hay más. Tesla lleva algún tiempo sondeando el terreno de las baterías domésticas para alimentar los hogares. Si la batería es el remolque, podría almacenar energía en las horas valle nocturnas, cuando los aerogeneradores funcionan a pleno rendimiento, y servirla de día a la casa o al coche, a elegir.

 

capsulas

Las aventuras de la economía circular

La economía circular es la manera en que funciona el mundo, circuitos entrelazados de reciclaje que procesan hasta la última molécula de materia. Así es como el acero de una espada medieval forma parte de nuestro frigorífico. Hasta que llegó el extraño invento de los vertederos masivos para materiales desechables sin valor. Dentro de diez o doce mil años hasta el vertedero más inmenso se habrá disuelto y reintegrado en la naturaleza, pero no podemos esperar tanto. La solución es la nueva economía circular.

Aspapel acaba de publicar un interesante informe, y su caso es ejemplar. Después de muchos años y mucho trabajo, más de las tres cuartas partes del papel usado se reintegran en el circuito de fabricación. Otro buen ejemplo es el vidrio, que ha necesitado tres décadas para construir un buen sistema de economía circular a base de cientos de miles de iglús y muchas campañas informativas, entre otras cosas.

¿Y qué pasa con las cápsulas de las maquinitas de café? Hay que reconocer que son objetos bastante absurdos, residuos engorrosos como pocos. No hay problema. Nespresso muestra el camino, a saber, “Tráelas de vuelta”. Te dan una bolsa para recogerlas, las entregas en tu proveedor más próximo de cápsulas de café, y en paz. Nespresso, efectivamente, acaba de reinventar la devolución del casco, un prometedor camino para implantar una economía circular de verdad.

Iniciativas y otras cosas

IV Jornada de la Moda Sostenible

ConSuma Naturalidad
Descubre cómo, con una aceituna, puedes salvar un águila.

 

Síguenos en:

Facebook LinkedIn Tumblr Twitter YouTube








¿Problemas para visualizar el mensaje? Ábrelo en tu explorador

La Fundación Vida Sostenible financia parte de su labor con aportaciones voluntarias. Colabora

Para información y comentarios sobre señalesdeSostenibilidad, por favor, envíanos un correo a esta dirección:

infoboletin@vidasostenible.com

Si no deseas seguir recibiendo este boletín, por favor, envía este correo electrónico:

bajaboletin@vidasostenible.com o pulsa el siguiente enlace: solicitar baja del boletín.

No es necesario que pongas asunto ni contenido.